dilluns, de desembre 11, 2006

Actitud de Vicente

Ayer, mi amigo Vicente me decía volviendo de escalar. Si todos pensáramos lo que no nos gustaría que nos hiciesen y no se lo hiciéramos a los demás, el mundo sería mucho mejor. Terminaba diciendo que era una utopía.

No sé si utopía o no... Si te rodeas de personas así, quizá cierres el círculo y tengas una area de confort... cómoda.

Si actuas así, tu círculo y las personas que se relacionen contigo, así actuaran contigo. Lo veo con mi amigo Vicente, él es así y está rodeado por personas que le respetan y que no consideran o juzgan sus pensamientos o acciones.

En su trabajo, me decía que era diferente, es camionero y me decía literalmente: "te tratan como una mierda, el día que llegas tarde, te lo recriminan, no te preguntan si todo va bien o si ha pasado alguna cosa"

Quizá él mismo también cambie de actitud o quizá será fuerte hasta que las personas que le rodeen acaben siendo amable con él.

¡Gracias, Vicente, por enseñarme estas cosas!

Por cierto, leyendo un libro de filosofía he descubierto que Vicente es filósofo. Resulta que Kant creía que se puede y se debe comprobar la consistencia ética y moral de nuestras acciones y creó una experimento llamado el Imperativo Categórico.

¿Y qué tiene que ver con Vicente?

Pues fíjate: cuando evalúes una línea de acción, debes preguntarte:
¿Me gustaría que todos los demás, si se encontraran en la misma situación, hicieran lo mismo? Si la respuesta es sí, vas por buen camino. Si la pregunta es que no, no debes continuar por ahí.

Esta tarde cuando lo vea, le preguntaré si conoce a Kant o a algún deontólogo. Puede que me sorprenda una vez más.

Empuja la vaca

Un sabio maestro y su fiel discípula paseaban por un bosque, mientras le explicaba la importancia de conocer lugares diferentes, visitar y ...